.

Esto que vas a leer en este blog son algunos "detalles" que tus profesores de historia no creyeron que fuera necesario contarte.

jueves, 24 de agosto de 2017

Violadas de 9 a 80 años



El pasado mes de abril se publicó en Polonia un libro de Kaliński Dariusz titulado “Czerwona zaraza” La plaga roja, que relata los crímenes de guerra perpetrados en ese país por los soldados soviéticos que en teoría llegaban para liberarlo. Kaliński denuncia que los soviéticos asesinaron a decenas de miles de polacos, y también habla de las violaciones masivas de mujeres polacas.

En Olsztyn fueron violadas todas las polacas de 9 a 80 años

En Poznan llegó a haber casos de soldados soviéticos que pedían la ayuda de mujeres jóvenes polacas para asistir a los heridos, para finalmente violarlas. En una carta enviada por una polaca desde Gdansk, el 17 de abril de 1945, la autora comenta que era una de tantas personas de nacionalidad polaca que, aguardaba con esperanza la llegada del Ejército Rojo, pero empezó a asustarse al escuchar que muchas mujeres había sido violadas hasta quince veces. Esta polaca fue violada siete veces por los soviéticos esa misma noche, en presencia de su padre. Más terrible, en términos cuantitativos, es lo que Ostrowska y Zaremba señalan que ocurrió en Olsztyn: no se salvó de ser violada ninguna mujer polaca entre los 9 y los 80 años. En algunos casos fueron violadas la abuela, la madre y la hija de la misma familia, y a menudo las violaciones se cometieron en grupo, con una docena o más de soldados turnándose para abusar de las víctimas.


Un ejemplo de ello es el perturbador testimonio de Zygmunta Goworka, un soldado de las Narodowe Siły Zbrojne (Fuerzas Armadas Nacionales), un grupo de la resistencia polaca que combatió a los nazis y a los soviéticos que se habían repartido Polonia en 1939. Copio aquí la traducción de ese testimonio que ha publicado Paweł Łukasz Kolecki, miembro de la asociación Poland First to Fight, en su perfil de Facebook:


“Por la tarde llegamos al pueblo de Gołąb, cerca de Radom. Lo que pasó allí fue impensable. Cuando entramos en la primera casa se nos pusieron los pelos de punta. En el suelo yacía una niña de 8 años con la ropa arrancada y claramente violada en grupo, como lo solían hacer los héroes del Ejército Rojo. Las piernas las tenía medio arrancadas de su sitio. En la cama se encontraba un hombre mayor clavado a la cama con unas bayonetas, y de la esquina de en frente se fijaba en todo eso una mujer atemorizada de unos 30-35 años (…)
Salí fuera de la casa porque me empezaron a entrar náuseas del olor de la sangre y de lo que vi dentro. En una esquina de la casa vi a un hombre clavado en la valla, el marido de la mujer, aún estaba vivo. Al lado se encontraba una mujer mayor con la cabeza destrozada.“


Joanna Ostrowska y Marcin Zaremba han señalado, en relación a este tema, que los comandantes soviéticos consintieron estos comportamientos en “todos los niveles, incluidos los más altos”.Ambos autores añaden: “La venganza contra el enemigo fue sin duda uno de los motivos de la violación. Sin embargo, esto no explica la violación de mujeres prisioneras de los campos de concentración y de los campos de trabajos forzados“. Gran parte de las violaciones masivas soviéticas contra mujeres polacas tuvo lugar durante la ofensiva de invierno de 1944-1945 en Cracovia, Poznan, Chestokova, Biala y Radomsko. Juan E. Pflüger señala que en Cracovia “los cálculos de los propios delegados soviéticos designados por Stalin establecieron que el 10% de las mujeres mayores de 13 años habían sido violadas por soldados del Ejército Rojo“. Esos mismos delegados enviaron una carta a Stalin pidiendo medidas disciplinarias contra los autores de los crímenes, pero Moscú no contestó.



Las violaciones de mujeres polacas a manos de los soviéticos ni siquiera acabaron con el fin de la guerra. En junio de 1945, en la estación de ferrocarril de Bydgoszcz, un soldado soviético intentó violar a una joven de 20 años. Al resistirse ella, el soldado la apuñaló con su bayoneta, delante de su madre. También hubo casos incursiones de soldados soviéticos para violar a mujeres polacas, como lo ocurrido en Dębska Kuźnia a finales de junio de 1945, con 268 polacas violadas. Una habitante de Katowice, que volvía a su casa en junio de 1945, testificó que cuando el tren se detuvo en la estación, al anochecer, “soldados rusos empezaron a perseguir a mujeres. Fui capturada por tres soldados, que me violaron”. En Silesia ninguna mujer podía sentirse segura en ningún lugar y en ningún momento: los soldados soviéticos cometieron violaciones “en cunetas, campos y bosques, robando y golpeando y matando a veces”, señalan Ostrowska y Zaremba. El 25 de junio de 1945, en la provincia de Cracovia, la Policía informó de que dos soldados soviéticos con armas automáticas asesinaron a tiros a un padre de familia polaco y a su hija de 3 años, y violaron a su esposa. Esa misma noche, también en Cracovia y tras asaltar un apartamento, otros dos soldados soviéticos violaron a una niña de 4 años. Además, hubo una ola de secuestros y violaciones de niñas polacas por soldados soviéticos, la mayoría en la primavera y el verano de 1945, pero también a lo largo de 1946 y hasta 1947, señalan Ostrowska y Zaremba.

Más de 100.000 violaciones que provocaron una pandemia de ETS en Polonia

Las estimaciones del gobierno de Polonia señalan que más de 100.000 mujeres y niñas polacas fueron violadas por el Ejército Rojo. Algunas de ellas fueron usadas como esclavas sexuales por comandantes soviéticos, otras fueron obligadas a prostituirse para satisfacer a las tropas soviéticas. Además, esta ola de abusos sexuales provocó una pandemia de enfermedades de transmisión sexual, que llegó a afectar al 10% de la población polaca. En la zona de Mansuria hasta el 50% de las mujeres polacas llegaron a estar infectadas. En Tuchola, una localidad del condado de Pomerania que tiene actualmente unos 13.000 habitantes, en 1945 llegó a haber 1.700 infectadas por culpa de las violaciones de soldados soviéticos. Además, también violaron -y después asesinaron- a monjas polacas; alguna fue violada hasta 50 veces.

Fuente: outono.net

jueves, 3 de agosto de 2017

La masacre de Postoloprty


Resultado de imagen de la masacre de Postoloprty

Tras 64 años la Policía checa descubrió a los autores de una de las mayores masacres de alemanes expulsados de Checoslovaquia después de la Segunda Guerra Mundial. La matanza con un saldo de centenares de civiles muertos se produjo en Postoloprty, Bohemia Noroccidental.

Resultado de imagen de la masacre de Postoloprty


Entre 800 y 1.000 alemanes estuvieron concentrados en el cuartel del Ejército checoslovaco en Postoloprty a principios de junio de 1945, esperando su traslado forzoso a Alemania. De ellos fueron fusilados 763 sin juicio, incluidos cinco chicos menores de 15 años.

Resultado de imagen de la masacre de Postoloprty

La orden para la ejecución de los menores fue emitida por el capitán Vojtěch Černý. En los asesinatos participó también el jefe de la Policía de Postoloprty, Bohuslav Marek. Ninguno de los dos será condenado, ambos ya fallecieron. El historiador Prokop Tomek señala que el caso fue investigado por una comisión parlamentaria en 1947, pero no había voluntad política ni legal de penalizar a los autores de la matanza.

Resultado de imagen de la masacre de Postoloprty

Los cuerpos fueron exhumados, pero más bien se trató de barrer el asunto de la palestra porque fueron trasladados a crematorios y quemados. Hoy no sabemos exactamente quién en concreto murió allí. No conocemos los nombres de las víctimas. Existía la Ley 115 del año 1946 que justificaba los hechos cometidos como venganza por los crímenes del nazismo, explicó Tomek.


La Policía checa volvió a la investigación en 2006. La clave para encontrar a los culpables fueron testimonios de los que habían sobrevivido la masacre. Según los testigos, los chicos intentaron huir o recoger frutas en una huerta. Fueron capturados, golpeados brutalmente y ejecutados.

Según el director de la Oficina Sudetoalemana de Praga, Peter Barton, hablar de los capítulos oscuros de la historia común contribuye al mejoramiento de las relaciones entre los checos y los sudetoalemanes.

Resultado de imagen de la masacre de Postoloprty

En la práctica diaria de nuestra oficina se nota un mejoramiento de las relaciones mutuas. Vienen personas desconocidas y dicen que han encontrado fotografías viejas en el desván de su casa de campo en los Montes Metálicos/Krušné hory y que les gustaría devolverlas a los familiares de los que habían vivido allí antes. Le gente pierde el miedo a la palabra sudetoalemán, lo que me alegra.

Resultado de imagen de la masacre de Postoloprty

Se estima que unos diez mil alemanes fueron víctimas de excesos durante la expulsión organizada de Checoslovaquia al cabo de la Segunda Guerra Mundial. El policía Pavel Karas, que encabezó la investigación de la masacre de Postoloprty, confesó que no presentaría una acusación por asesinato, sino que por genocidio. Sin embargo, el Código Penal de entonces no conocía este término.

domingo, 11 de junio de 2017

Crímenes de Guerra Usados como Arma


Según los medios de comunicación Sadam Hussein era un "criminal de guerra". Parecería no haber ningún hecho concreto que apoye aquella declaración. Sin embargo, no ha habido ninguna sugerencia de que las masacres realizadas por las fuerzas estadounidenses debieran ser descritas como "crímenes de guerra". 

Parecería que hay una peculiar selectividad sobre los acontecimientos que son y no son descritos como "crímenes de guerra". Los ataques selectivos contra hospitales, en Diciembre de 1961, por fuerzas de Naciones Unidas durante su ataque contra Katanga, una región africana del Congo con valiosos depósitos minerales nunca fueron descritos de esa manera. De manera similar, en la guerra civil en Sudán hubo masacres a gran escala de cristianos en el Sur. Nuevamente, la sugerencia de que esos hechos pudieran ser "crímenes de guerra" no ha sido planteada.


Y a pesar de todo, el imaginario "Holocausto" es descrito así. Alemania, la víctima de aquel fraude, incluso ha aprobado una ley que convierte en delito presentar pruebas de que eso fue en efecto un caso de obtener dinero bajo falsos pretextos. El gobierno británico ha hecho aprobar a la fuerza una Ley de Crímenes de Guerra después de que había sido rechazada por la Cámara de los Lords como contraria a los principios fundamentales de la ley inglesa para promover la persecución de hombres ancianos de los que se afirma que cometieron tales delitos, mientras el ministro de Educación ha hecho de la enseñanza de la mitología del "Holocausto" algo obligatorio en las escuelas, después de que la evidencia de que aquello nunca ocurrió se hizo concluyente. Y ahora tenemos la acusación de que algunos invasores argentinos que murieron luchando en la guerra de las islas Malvinas fueron víctimas de "crímenes de guerra". El motivo para aquella invasión británica parecería haber sido que debía asumirse el control de las islas Malvinas en preparación para que llegaran a hacerse parte de la Región Sudamericana del pretendido Mundo Único.


¿Podría ser que la frase "criminal de guerra" sea realmente un término usado para la gente a la cual los banqueros desean denigrar y, tal como el término "anti-semitismo", no sea usado con su significado aparente? La creación y difusión de falsos rumores es una reconocida arma de guerra, e informes recientemente liberados por la Oficina de Archivos Públicos dan detalles de una variedad de rumores lanzados por la Inteligencia británica durante la Segunda Guerra Mundial. Otro ejemplo ha sido la desinformación difundida por el servicio de Inteligencia israelí, el Mossad, que tuvo como consecuencia el bombardeo de Libia por parte de Estados Unidos, Libia, que es otro Estado independiente que produce petróleo. 

Los reportes de Inteligencia desde Auschwitz del tiempo de la guerra incluían una mención de rumores que se difundieron por todo ese campo pero ninguna mención de cámaras de gas o asesinatos masivos, pero después de la guerra nos enteramos de que el que el Zyklon B que había sido usado en cámaras de despiojamiento "fue usado para cámaras de gas", era uno de tales rumores.

lunes, 29 de mayo de 2017

Alemania fue claramente la víctima .


Se estima que más de 8 millones de alemanes murieron durante la guerra, pero unos sobrecogedores 13 millones de alemanes adicionales murieron después de que la guerra había terminado, como resultado de expulsiones, asesinatos masivos, brutalidad, desprotección ante el clima, y hambre. 

Aquello sería un total de más de 20 millones de muertes alemanas a consecuencia de la guerra. Las muertes estimadas durante la guerra para Estados Unidos y Gran Bretaña fueron de 413.000 y 450.000 respectivamente. 

La afirmación de que 6 millones de judíos murieron a manos de los nacionalsocialistas es patentemente absurda. Alemania fue claramente la verdadera víctima de la guerra.


A medida que los ejércitos alemanes comenzaron a retirarse hacia el Reich, indecibles atrocidades fueron cometidas contra ellos por todos los Aliados, los que parecen haber sido poseídos por una especie de sed de sangre. Todas las sanciones civilizadas contra la matanza de alemanes, tanto militares como civiles, fueron removidas. 

Douglas Bazata, en su libro "Target Patton", cuenta de él y otros "francotiradores" fueron asignados para seguir por detrás al ejército alemán cuando se retiró de Francia volviendo a Alemania y matar a los rezagados que ya habían arrojado sus armas, es decir, soldados alemanes que, debido a heridas o simplemente al agotamiento, no podían continuar. Ellos los remataban con rifles de francotirador desde la distancia mientras dichos soldados se esforzaban a lo largo de los caminos tratando de volver a Alemania.

Mientras armadas aéreas de miles de bombarderos seguían borrando ciudades alemanas sin parar hasta el día de la rendición, durante los últimos meses de la guerra 1.800 aviones de combate británicos y estadounidenses fueron soltados sobre Alemania con órdenes de destruír el sistema entero de transporte del país. Todo el día, cada día, los cielos estuvieron llenos de esos aviones de combate que se entrecruzaban sobre el campo alemán, bombardeando cualquier cosa que se moviera. Ellos apuntaron especialmente a los trenes. Ellos primero disparaban a las locomotoras a vapor, haciéndolas explotar, luego daban vueltas alrededor y hacían carreras de bombardeo disparando a los coches, incluyendo vagones de pasajeros cargados de refugiados.


Ellos bombardearon vehículos en los caminos, a gente en bicicleta, o a gente que sólo caminaba a lo largo de los caminos. Ellos bombardearon a agricultores que araban sus campos, y mataron a su ganado. Ellos bombardearon las ventanas de las casas. Ellos bombardearon a la gente en las calles. Ellos actuaron especialmente sobre columnas de refugiados en los caminos cuando huían de los ejércitos invasores. La matanza de alemanes se convirtió en un deporte. Alemania se convirtió en un matadero donde cualquier cosa que se moviera era un blanco legítimo.


A consecuencia de todo eso, los alemanes no podían alimentar a su gente por falta de transporte. Ellos no podían alimentar a los presidiarios en los campos de concentración. Eso explica las masas de cadáveres demacrados que impresionaron tanto a las tropas estadounidenses y británicas que los encontraron cuando ellos se movieron por Alemania. Las epidemias de tifus habían estallado entre los presidiarios debilitados de hambre.


Pero los rusos fueron los peores. Cuando ellos primero entraron en Prusia del Este, ellos violaron y mataron alemanes en masa. Toda Prusia del Este se volcó a las carreteras, escapando de los rusos que avanzaban, tratando de hacer su camino como refugiados hacia el centro de Alemania.

sábado, 13 de mayo de 2017

Reconstruyendo la Verdad



El fraude para certificar los supuestos restos del Führer y su esposa..pero los alemanes 
se adelantaron engañando a Stalin y su camarilla de psicópatas

Elena Moiseevna Rzhevskaya, agente e intérprete judía rusa de la agencia de contra-Inteligencia soviética SMERSH, formó parte del reducido grupo de soviéticos que trabajó en la identificación de los imaginarios restos de Hitler.

Resultado de imagen de Elena Moiseevna Rzhevskaya   Resultado de imagen de Elena Moiseevna Rzhevskaya
Elena Moiseevna Rzhevskaya

Habiendo muchas razones para no creer en la patraña del búnker, nos vamos a centrar en detalles "olvidados" que nadie les da importancia ! los dientes !..al identificar ciertos fragmentos maxilares y un puente dental como pertenecientes respectivamente a Adolf Hitler y a Eva Braun, los dentistas alemanes habrían estado perpetrando un fraude para engañar a Stalin y su camarilla de psicópatas.



Resultado de imagen de profesor Blaschke
Dr. Hugo Johannes Blaschke dentista de Hitler


Aunque "los buenos" tenían al profesor Blaschke en sus manos desde Mayo de 1945, cuando él fue capturado, hasta finales de 1948, ellos nunca hicieron pública nada de la información que él compartió con ellos sobre los dientes de Hitler.

Cuando en Julio de 1945 el profesor Blaschke apareció en un campo estadounidense para prisioneros de guerra. Ellos prontamente le enviaron un bolso que contenía todo el equipo necesario y ordenaron que él reconstruyera, tan perfectamente como su memoria se lo permitiera, el aspecto del maxilar de Hitler. El resultado, se nos dice, calzaba perfectamente con el maxilar identificado como de Hitler. 







El 5 de Febrero de 1946, por ejemplo, él fue interrogado por la Inteligencia militar estadounidense precisamente sobre ese asunto. Sin embargo, el informe basado en la entrevista de 1946 nunca fue publicado y permanece clasificado por el ministerio de Defensa estadounidense hasta hoy. Considerando que hacia 1946 los estadounidenses estaban muy ansiosos por publicar cualquier información que sugiriera que los soviéticos realmente habían descubierto el cadáver de Hitler, debe tenerse presente la circunstancia de que, a sabiendas o no, el profesor Blaschke les había dado una información que contradecía esa posición.



Es también difícil sacar cualquier conclusión firme de una entrevista que el profesor Blaschke dio acerca del asunto de los dientes de Hitler mientras todavía estaba en cautiverio bajo los estadounidenses a principios de 1948. Aunque en esa ocasión el profesor Blaschke expresó su confianza en que los soviéticosrealmente tenían el maxilar de Hitler, él hizo dos comentarios que sólo debilitaron esa opinión.

Resultado de imagen de mandibula de hitler

 
Resultado de imagen de mandibula de hitler
Restos de la  imaginaria mandíbula de Hitler


Blaschke desafió a los soviéticos a que le mostraran la mandíbula en cuestión: 

¿Por qué no me muestran los rusos esa mandíbula? Sólo necesito darle una mirada y puedo declarar definitivamente si es o no la mandíbula de Hitler. 
Oakland Tribune, 6 de Mayo de 1948. 

La única respuesta obvia a esa pregunta es que los soviéticos sabían que no se trataba realmente de la de Hitler.

Resultado de imagen de mandibula de hitler

Blaschke puede incluso haber sido castigado por esas indiscreciones. Hacia fines de 1948, justo cuando los estadounidenses estaban a punto de liberarlo, el profesor Blaschke fue juzgado por un tribunal de "des-nazificación" alemán y condenado a tres años adicionales en prisión. Sospechosamente parecía que él estaba siendo castigado por haber sido el dentista de Hitler.




Blaschke fue liberado de prisión y practicó la odontología en Núremberg hasta que falleció en 1959. Él nunca dijo nada posteriormente sobre los dientes de Hitler. Su silencio con respecto al asunto parece casi inexplicable. La información derivada del profesor Blaschke está también claramente ausente. En esas circunstancias parece altamente probable que la evidencia del profesor Blaschke sólo había confirmado lo que los soviéticos ya habían sospechado: que ellos habían sido llevados a creer otra cosa.

Fuente: nexusmagazine.com